Menu:

Buscar por fecha:

<   julio 2018   >
DomLunMarMieJueVieSab
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031    
Buscar:

Patrocinios:

Universidad de Ciencias y Artes de Chiapas

H. Congreso del Estado de Chiapas

Encuentran dos especies nuevas de arañas en el Volcán Tacaná, Chiapas

Categoría: Portada | Colocada por: ASICH2 | Fecha: 30-06-2018 | [Imprimir]
Dos nuevas especies de araña del Volcán Tacaná, que pertenecen a la familia Phrurolithidae, un grupo de arañas poco estudiado en América, fue descubierto recientemente por David Chamé, estudiante del doctorado en Ciencias de El Colegio de la Frontera Sur (ECOSUR), Guillermo Ibarra, investigador de la Unidad Tapachula de dicha institución y María Luisa Jiménez, investigadora del Centro de Investigaciones Biológicas de Noroeste (CIBNOR).
Una de las arañas fue nombrada como Phonotimpus pennimani en honor al investigador estadounidense Andrew Penniman, quien estudió a algunas arañas de la misma familia en las décadas de los 70 y 80, mientras que la segunda especie se denominó Phonotimpus talquian en referencia a la localidad en las faldas del Volcán donde fue descubierta.
Las arañas recién descritas son diminutas —su tamaño corporal es entre 2 y 3mm— viven en la hojarasca y no construyen telarañas para cazar. Mediante cría en laboratorio se observó que las madres proveen cuidado maternal al quedarse protegiendo su ovisaco.
La descripción de las nuevas especies forma parte de un estudio más amplio que lidera ECOSUR y que busca explicar las relaciones de parentesco de estas dos arañas del Volcán Tacaná con otras especies que viven en la Sierra Madre de Chiapas y en el norte y centro del país, así como estudiar su ciclo de vida y su comportamiento depredador y sexual.
Estas dos especies se agregan a las especies nuevas de artrópodos que se han descrito recientemente para el Volcán Tacaná y sus alrededores, como la chinche Pangaeus cervantesi Mayorga-Martinez & Mayorga, 2017 y las arañas Pescennina ibarrai, Platnick & Dupérré, 2011, Novalena tacana Maya-Morales & Jiménez, 2017, Ponsoonops tacana Bolzern, 2014 y Reductoonops nubes Platnick & Berniker, 2014.
Estos descubrimientos son de gran relevancia porque nos permiten conocer mejor la diversidad biológica de una reserva natural integrada por extensas áreas de cultivos y áreas con restos de vegetación original, como los bosques de niebla, un hábitat altamente sensible tanto a la influencia humana directa, como al cambio climático. ASICh