Menu:

Buscar por fecha:

<   agosto 2018   >
DomLunMarMieJueVieSab
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031 
Buscar:

Patrocinios:

Universidad de Ciencias y Artes de Chiapas

H. Congreso del Estado de Chiapas

Negocios deben romper paradigmas para subsistir

Categoría: Economía | Colocada por: ASICH | Fecha: 29-04-2018 | [Imprimir]
Dejar atrás las tradicionales creencias sobre la administración, deudas, activos y depreciación es clave para la subsistencia y éxito de los negocios. Así lo indicó Héctor Valencia, profesor distinguido de la Escuela Bancaria y Comercial (EBC) durante una conferencia.

Explicó que los emprendedores deben romper los paradigmas para no convertirse en el “primo de un amigo” con el fracaso de su empresa. Indicó que las empresas mexicanas que fracasan lo hacen porque les falta una pierna.


“Las empresas para subsistir necesitan dos piernas: las ventas y la administración. Las ventas son la pierna derecha. Generalmente el emprendedor mexicano inicia un negocio porque lo conoce, ya trabajó en él y tiene los knows. México es un país de emprendedores”.

Indicó que hay una serie de ocho paradigmas que llevan a la quiebra a los negocios. Destacó especialmente cuatro de ellos: “Mientras más activos, más sólida la empresa”, “la depreciación es la pérdida de valor que sufren los activos a través del tiempo por el uso el desgaste”, “el apalancamiento en una empresa no es sano” y “la liquidez es el nivel de efectivo que tiene una empresa y se mide con una prueba de ácido”.

Para empezar explicó que las mejores empresas no tienen activos fijos, como es el caso de Facebook. “El dinero no puede estar ocioso, tiene que estar produciendo donde deja dinero. La productividad es la eficiencia de los activos, comprendida como la justificación que da el tamaño de la venta al tamaño de inversión en activos”.

Recordó también que la depreciación es un gasto real que tiene la característica de ser virtual. Señaló que depreciar es hacer una reserva de utilidades con la finalidad de recuperar la inversión en activos fijos y financiar la reposición de los mismos.