Menu:

Buscar por fecha:

<   septiembre 2018   >
DomLunMarMieJueVieSab
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30      
Buscar:

Patrocinios:

Universidad de Ciencias y Artes de Chiapas

H. Congreso del Estado de Chiapas

La gente se está muriendo por falta de equipos de tecnología y medicamentos en los hospitales de salubridad

Categoría: Portada | Colocada por: ASICH | Fecha: 04-04-2018 | [Imprimir]
ASICh

Ya es una práctica común que en los hospitales públicos se canalicen los servicios a laboratorios del sector privado, donde tiene que asumir los costos los familiares de los pacientes, lo cual obviamente no tiene para pagar, y esto se da porque el gobierno no cumple las demandas de equipamiento y dotación de medicamentos, sostuvo el Dr. Víctor Hugo Zavaleta Ruiz.
Sin dejar de lado la posibilidad que existencia de una mafia para lucrar con la salud de los chiapanecos, sostuvo que las cosas van de mal en peor en los hospitales del sector salud en la entidad, pese a la lucha que intensificaron el año pasado y motivo por el cual ha sido despedido a partir de febrero de este año junto con otros seis de sus compañeros de la zona de Palenque.
Dijo que hoy se ve que ha aumentado el saqueo en los hospitales, se desvían los dineros públicos que debían ser para la salud de los chiapanecos, en tanto la gente se está muriendo por falta de equipos de tecnología que se requieren para la atención, y hay escasez de medicamentos.
Reveló que todavía el lunes de esta semana un conocido suyo demandó al hospital Gómez Maza, porque padece de neumonía y merece hospitalización, pero no lo pudieron atender por falta de espacio, por lo que no tuvo más remedio que ir a buscar atención médica en la iniciativa privada donde es costoso.
Hoy se muere mucha gente por responsabilidad de quienes administran la Secretaría de Salud, toda vez que no hay ni vacunas para enfermedades prevenibles; no hay ni analgésicos ni antibióticos, por lo que no se entiende dónde está el dinero que está etiquetado para salud.
Con 26 años de servicio fue despedido y ahora cuenta con un amparo federal desde hace dos semanas por protestar por este tipo de situación, lo cual asegura es un acto de represión, sin embargo sostiene que no lo van a callar para denunciar los atropellos que comete el gobierno en turno, sobre todo que no es nada halagüeño ver como muere la gente en los hospitales públicos.
Hay gente con deficiencia renal, pero no hay forma de atenderlos, en cambio en un privado cuesta dos mil 500 pesos cada hemodiálisis y mínimo son tres por semana, lo cual la gente no tiene para pagar.
Inclusive, reveló que uno de sus compañeros con seguridad social en el ISSSTE, sufrió un problema de salud por lo cual necesitaba transfusión, por lo que acudió al Banco de Sangre por plaquetas, pero en el hospital del Instituto no lo aceptaron si no era de un banco de sangre privado, donde le costaba siete mil pesos cada paquete y le pedía cuatro, por lo que finalmente falleció a los 36 años de edad. ASICh